Aprender a esquiar en Andorra: mejores pistas para principiantes

Si quieres aprender a esquiar en Andorra, te quedan muchos meses por delante. Su temporada es larga, como también lo son sus motivadoras pistas para debutantes. De todas maneras, ir a esquiar a Andorra como aprendiz tiene otros muchos alicientes. Profesores cualificados, après ski para todos los gustos, un clima no demasiado riguroso y múltiples actividades de ocio son algunas otras razones.    

¿Dónde aprender a esquiar en Andorra? 

El snowboard y el esquí pueden parecer deportes para quienes tienen una gran forma física. En realidad, cualquier persona habituada a hacer un poc

Aprender a esquiar en Andorra

o de ejercicio puede, en solo unas horas, hacer sus primeros pinitos colina abajo.

A esto hay que añadir que aprender a esquiar en Andorra no supone ningún esfuerzo extra. Sus cientos de kilómetros esquiables están repartidos por todo su territorio, con sus bien conocidas pistas verdes y azules para niveles iniciales. Estas son otros motivos por los que elegir al país pirenaico como escenario para estrenarse con las tablas puestas:  

  • Instalaciones seguras y extensas, algo especialmente importante para empezar a esquiar.  
  • Paisajes a más de 2.600 metros de altitud, con nieve óptima hasta bien entrada la primavera.
  • Esquiar con monitor en algunas de las escuelas con gran tradición en la enseñanza del esquí.
  • Clases de esquí para niños y adultos.
  • Variedad de pistas en todos los niveles, con la combinación de grados de dificultad que esto aporta.  
  • Posibilidad de aprender freeride y practicarlo fuera de pista, incluyendo niveles básicos.
  • Oferta hotelera y de alojamiento para todos los bolsillos.
  • Deportes de invierno y actividades para toda la familia. Esquí de fondo, mushing, skimo, trineos, buggy y raquetas en la nieve son algunos de ellos.

Mejores pistas para principiantes en Andorra 

Los más expertos suelen preferir enero y febrero como mejor época para esquiar en Andorra. No obstante, la nieve está asegurada en cualquier momento, especialmente para iniciarse en este deporte. Estas son algunas pistas y mejores zonas para hacer esquí en Andorra dirigidas a aprendices:   

  1. Megaverde.  Quizás sea mejor pista donde pueden esquiar en Andorra los principiantes. Situada en Ordino-Arcalís, sus 8 kilómetros la convierten en la pista verde más larga del sur de Europa. Deslizarse por toda su longitud y entrenar aquí los primeros giros anima a seguir adquiriendo mayores destrezas.  Alrededor existen bastantes pistas verdes y azules para alternar paisajes y asumir nuevos retos.
  2. Debutantes Soldeu. El sector de Soldeu en Grandvalira es muy popular para los jóvenes que desean aprender a esquiar en Andorra. En total existen 7 pistas verdes, entre la que se encuentra esta con un nombre dedicado a los más noveles.   
  3. Sector de pistas verdes en Canillo. En Grandvalira, este sector está frecuentado por familias que desean una primera experiencia con los deportes de nieve. Una elección perfecta para pasar las vacaciones juntos y esquiar con niños en Andorra.
  4. Pistas de Pal. En Vallnord Pal-Arinsal se encuentra Pal, un sector conocido por sus pistas de laderas suaves y amplias. Si visitas esta estación con esquiadores de niveles diferentes, existe conexión tanto esquiable como por funicular. De esta forma se puede compartir tiempo de esquí en compañía.
  5. Pistas Pla de Conangle y La verde del Bosc. Se encuentran dentro del ecoparque de aventuras Naturland. Ambas pistas se emplean para iniciarse en todas las disciplinas del esquí nórdico o como calentamiento para acceder a niveles de mayor dificultad.